Entrenamiento de la Musculatura Inspiratoria en lesionados medulares es viable y seguro

    El entrenamiento inspiratorio en lesionados con sección medular completa es seguro y factible una vez estabilizada la condición respiratoria.

    Estudio que busca objetivar la aplicabilidad y la ausencia de riesgos de la aplicación del entrenamiento de la musculatura inspiratoria (EMI) en lesionados medulares agudos.

    Participaron un total de siete adultos que presentaban lesión medular completa a nivel cervical o torácico. Una vez la función respiratoria fue estable se les aplicó EMI mediante un POWERbreathe KH1 con una pauta de alta resistencia y bajo número de  repeticiones.

    El entrenamiento que llevaron a cabo consistió en la realización de 3-6 series de 6 respiraciones, comenzando al 50% de PIMax, aumentando progresivamente la carga aplicada.
Los parámetros medidos fueron la viabilidad (número de sesiones en los que los criterios de inclusión/exclusión se cumplían), seguridad (síntomas y estabilidad fisiológica) antes, durante y después de las sesiones y la eficacia (función pulmonar).

    Resultados

    Los pacientes realizaron un total de 50 sesiones en total en las cuales los pacientes cumplieron los criterios de realización de EMI, con una media de 7.1 sesiones por participante en una media de 10.7 días.
El EMI fue viable siendo realizadas las 50 sesiones planeadas, de manera segura y con los parámetros fisiológicos estables y sin síntomas adversos registrados antes, durante o después de la realización del EMI.
La PIMax aumentó en cuatro de los siete sujetos participantes mientras que la capacidad vital forzada lo hizo en tres de ellos.

    Conclusión

    Los autores concluyen que el EMI a alta resistencia y bajas repeticiones es viable y seguro en adultos con lesión medular completa a nivel cervical o dorsal una vez la función respiratoria se muestra estable.

    Articulo basado en el estudio “Inspiratory muscle training is feasible and safe for patients with acute spinal cord injury.” de   McDonald y  Stiller K, 2018.  Spinal Cord Med